viernes, 30 de octubre de 2009

JIM KELLY

Jim Kelly nació en Kentucky, Estados Unidos; el 5 de mayo de 1946.
Desde pequeño le gustaban los deportes y se destacaba en la mayoría, en secundaria jugó al basketball y fútbol americano. Al terminar secundaria ingresó a la Universidad de Louisville y conoció las Artes Marciales de la mano del Karate, concretamente el Estilo Shorin Ryu. Al poco tiempo, debido a su dedicación y progresos obtuvo el cinturón negro, con el afán de difundir el Arte abrió su propia escuela.
Entrenó también Boxeo, era muy bueno en el uso de los puños y también incursionó en el Kenpo de Ed Parker, logrando destacarse también.
Jim Kelly compitió y obtuvo muy buenos resultados, si bien era muy rápido con los puños y realizaba técnicas encadenadas que sorprendían a sus oponentes, Kelly no era flexible por lo que casi no utilizaba las piernas para golpear. Jim Kelly no entrenaba casi las piernas porque no consideraba útil el uso de patadas en combate, después de conocer a Bruce Lee muchos de sus conceptos cambiaron.
Además de los deportes, Kelly era un gran fanático del cine y su principal inspiración era Sydney Potier. Por lo que estudió interpretación y busco ingresar a la industria del cine.
Su primer papel fue en un film de bajo presupuesto en 1972, llamado Melinda, a pesar de no tener éxito le sirvió para darse a conocer y adquirir experiencia en la industria cinematográfica.
Su gran oportunidad le llegó al año siguiente en Enter the Dragon junto a Bruce Lee. Su papel era el de Williams, un luchador que participa en el torneo junto a otros grandes luchadores. En Enter the Dragon comparte pantalla con Bolo Yeung y John Saxon, Kelly es el único afro americano de la película. En Enter the Dragon se observa el racismo de la época, no solamente contra el personaje de Kelly sino también contra los asiáticos. La escena de Williams enfrentando a los policías es un reflejo del racismo que imperaba en Estados Unidos. En la vida real, Kelly fue activista del grupo Los Panteras Negras y siempre se sintió identificado con los ideales del grupo, la igualdad ante todo. Bruce Lee comprendía perfectamente a Kelly porque a pesar de ser norteamericano (nació en San Francisco) era tratado como un ser inferior. Estas y otras coincidencias entre ambos, dieron origen a una buena amistad, compartieron entrenamientos y largas charlas donde Kelly reconoció el talento y sabiduría de Lee. En todas sus declaraciones, Jim se deshizo en elogios hacia Bruce Lee, lo calificaba como un gran Maestro que había cambiado su forma de ver y entrenar las Artes Marciales.
Después de Enter the Dragon, Jim Kelly apareció en varias películas de Artes Marciales como por ejemplo Black Belt Jones en 1974. También participó en Black Samurai (1977), Black Belt Jones 2: The Tattoo Connection (1978), The Amazing Mr. No Legs (1981), etc.
Su última participación hasta la fecha fue en 2002, en Undercover Brother.
Pero ya a fines de los 80 y principios de los 90, Jim Kelly dejó de a poco el cine y como deportista nato incursionó en el mundo del tenis donde cosechó grandes logros.
Jim Kelly fue uno de los pioneros del cine marcial en Estados Unidos, trabajó con el más grande, Bruce Lee y nada menos que en una de las películas clásicas del género, Enter the Dragon.

2 comentarios:

  1. Yo vi esa pelicula Enter the Dragon y me parece como que le restaron importancia al tipo, como que le dieron la oportunidad de demostrar un poco màs su potencial, por que obviamente el tenìa mucho màs para ofrecer en esa pelicula.

    Por cierto esta es mi opinion acerca de una pelea entre Jet Li y Chan:

    Para serle sincero a mi me parece que Jet Li lleva un entrenamiento mas rigido, màs agresivo o màs intenso que el que puede llevar Chan lo cuàl perfectamente podrìa darle la ventaja a Jet Li sobre Chan para conseguir una victoria en una pelea mano a mano.

    ResponderEliminar
  2. Amigo Armandokun, tenemos que tener en cuenta la menor edad de Jet Li y su entrenamiento de elite desde hace años. Creo que Chan es más actor que luchador.
    En cuanto a Jim Kelly, creo que tienes razón por algo fue campeón de Kenpo varias veces, pero los guionistas no le dieron el lugar que se merecía.
    Es muy bueno intercambiar opiniones sobre artistas marciales, ya que todos tenemos puntos de vista diferentes, todos válidos e interesantes.
    Un saludo, Oz.

    ResponderEliminar